11 abr. 2012

Príncipe Mecánico, Cassandra Clare

Reseñado por: Blanca
Sinopsis:
Con la ayuda del guapo, auto-destructivo Will y el ferozmente dedicado Jem, Tessa descubre que la guerra del Magister con los Cazadores de Sombras es profundamente personal. Los culpa por una tragedia que sucedió hace mucho tiempo que destrozó su vida. Para desvelar los secretos del pasado, el trío viaja desde la siempre envuelta de tinieblas Yorkshire a la mansión que guarda horrores desconocidos, desde barrios de tugurios a un salón de baile encantado donde Tessa descubre que la verdad de su familia es mas siniestro de lo que se hubiera imaginado. Cuando encuentran al demonio mecánico trayendo una advertencia para Will, se dan cuenta que el Magister conoce cada uno de sus movimientos - y que uno de los suyos los ha traicionado. 
Opinión personal:

     Príncipe Mecánico es la segunda parte de la saga Cazadores de Sombras: Los Orígenes. En esta saga la autora nos sumerge en el mundo de Tessa, Will y Jem. Un mundo en el que nada es lo que parece, ni siquiera tú mismo.
    En esta segunda parte Cassandra nos vuelve a introducir en los problemas que tiene el Instituto de Londres, problemas que tienen un único nombre: El Magister.
   Y aquí comienza la parte que todos aquellos pecadores que no se hayan leído Ángel Mecánico DEBEN SALTARSE.
     Después de que Nate la traicionara y de que Will la hiciera tanto daño Tessa ya no sabe que hacer. El Magister la persigue, parte del Consejo la repudia, hay alguien que está filtrando la información a los malos malísimos... Vamos, que su vida es un desastre; pero a eso hay que sumarle que también tiene problemas con Jem Y Will. 
    La autora a empezado con un escenario bastante deprimente, pero es algo a lo que Cassie nos tiene acostumbrados. Y es que el Instituto tiene problemas, muchos problemas. 
Benedict Lightwood les ha acusado de incompetentes y se ha ofrecido como sustituto de Charlotet al frente del instituto. ¿Y que ha hecho el Consejo? ¡Les ha dado un plazo limitado para encontrar al Magister! Fácil ¿verdad?


  En este contexto nos encontramos con Tessa la cual ha madurado desde el primer libro. Sigue siendo compasiva pero ya no se deja llevar por sus impulsos como antes. Me ha gustado el que sea fuerte y quiera aprender como defenderse sin necesidad de que ningún hombre la socorra, por fin no se necesitan maromos para que te saquen del peligro. Es uno de los personajes que más me han gustado del libro aunque me parece que hay veces en las que debería hacer lo que ella desea sin pensar tanto en los demás. 
  También esta Will, un guaperas de los de toda la vida, que a mi se me antoja como el típico Superman, Will es auto-destructivo y solitario y aun así tiene ese punto infantil que hace que le quieras achuchar y no parar. Para el resto del mundo es valiente e independiente pero en el fondo necesita el cariño como el resto del mundo. Será en este libro en el que se descubra porque es tan irónico, porque odia el contacto humano y porque ha hecho tanto daño a la gente que le quiere.
   Por último Jem, mi querido Jem, que es tan enamoradizo como dulce. Es todo lo contrario a Will pero, tal vez por eso, daría su vida por él igual que Will daría su vida por Jem. Y es que a pesar de estar enfermo Jem sigue luchando por lo que cree y, como no, por Tessa. Y esa es tal vez una de las cosas que menos me gustan de él; el que sea tan poco sensitivo, que no se de cuenta que Will está loca e irremediablemente enamorado de Tessa pero que por él, su parabatai, la dejaría para que que no sufriera.
  En definitiva, me ha encantado, aunque Cassandra sea tan cruel como nos tiene acostumbrados. El único fallo que le veo es el, en mi opinión, desafortunado triángulo amoroso, el cual no hacía falta, y lo digo en serio. Pero como es lo que se lleva ahora...
  Os lo recomiendo aunque,eso sí, si no habéis leído el resto de los libros de Cassandra no os vais a enterar de nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario